sábado, 3 de diciembre de 2016

Fuego y víctimas en Oakland

Estaba viendo el telediario de Antena 3 Televisión y me ha impresionado la noticia de la muerte de muchas personas durante la celebración de una fiesta de artistas, intérpretes de Música electrónica, en Oakland (California).

El corresponsal en Estados Unidos de esta cadena de televisión, dice que el número de víctimas podría llegar a las 40 personas.

La causa, según las noticias, es porque el local no disponía de aspersores para incendios.

Y todo esto hace que vuelva a pensar que, generalmente, no atienden las normas en cuanto a prevención de riesgos, en este caso y si estaban haciendo un concierto o algo similar, riesgos laborales.

Lamento esta tragedia y muchas otras que se dan. Muchas de ellas, por no contemplar las medidas mínimas para que no sucedan.

Más vale prevenir.

viernes, 2 de diciembre de 2016

Músicos callejeros

¿Qué pasaría si en vez de en la calle hubieran estado tocando en un escenario? Seguramente, Habría mucho público viéndolos tocar.

Quizás, cuando vemos y escuchamos tocar a un músico en la calle, haya algún elemento patológico o psicológico que hace que pararse a escucharlos -y ya no digo el dejarles alguna propina, que eso ya es para nota alta- esté mal visto, incluso socialmente.

¿Qué pensarán de mí si me paro a escuchar y ver a tantos artistas que tocan en la calle? ¿Me contagiarán de alguna enfermedad?

Por lo que leo en Facebook, esto sucedió en las calles de Santiago de Chile. 77.000 veces compartido en Facebook, casi 3 millones de reproducciones del vídeo. Pero la gente, en la calle, en la realidad, sigue pasando. Literalmente.






He estado buscando información en Internet sobre estas dos personas. Ella se llama América Paz. También la encuentro en una entrevista en un periódico como “América Domínguez”. Aquí su twitter: https://twitter.com/amepazoficial. Aprovecho para compartir sus vídeos (espero que no le moleste) y, com ella misma dice en Twitter, esperemos que le lleguen las imágenes a Pedro Aznar (cantante, compositor, instrumentista argentino que es muy conocido. Estuvo tocando durante unos años con el músico estadounidense Pat Metheny).

Sonidos de la calle

Aquí, una entrevista a América Paz en plena calle en donde explica su propia decisión del porqué tocar en la calle, "independientemente del tema monetario", como ella comenta.



El se llama Eduardo Sitjà. También de Santiago de Chile. Aquí también otro vídeo en el que él dice que tocar en la calle es muy gratificante. También comenta que tiene una iniciativa para tocar con otros compañeros en la calle que se llama “bajistas al parque”. También da clases en una academia de Música.


En definitiva, siempre me es grato aprender de otras personas. Desde aquí, les doy las gracias a estos dos artistazos porque veo que su humildad los hace grandes.

Otro día hablaremos de la situación de los músicos y, especialmente, callejeros en España, tema demasiado complejo para incluirlo en esta entrada del blog.

Si te quieres quedar en mi blog, te invito a conocer a otra bajista y compositora que, cuando la conocí, me sorprendió y me enamoró su trabajo: Esperanza Spalding.

http://portalero.blogspot.com.es/2008/12/esperanza-spalding-una-joya.html

Más en el blog: Músicos bajistas.

jueves, 1 de diciembre de 2016

Coraje de los autónomos

Esta mañana he asistido a la entrega de los “I Premios Coraje” ortogados por UPTA - Unión de Profesionales y Trabajadores Autónomos.

El acto ha estado presidido por Inés Mazuela, secretaria general de Upta, María Carmen Clarisa Castreño, primera teniente de alcalde del ayuntamiento de Sevilla y por Manuel Jiménez Barrios, vicepresidente de la Junta de Andalucía consejero de la Presidencia y Administración Local.

Al llegar a la Sala Joaquín Turina de Sevilla, donde se ha celebrado el acto, he coincidido con un amigo y compañero de colegio que trabaja para esta organización de trabajadores autónomos y, al verme, dijo: “¡Hombre!¡El representante de los músicos!”, transmitiéndome la alegría por su parte de verme allí.

Musicalmente ha actuado la cantante y pianista Laura de los Ángeles, la cual había escuchado en vídeos y hasta hoy no había tenido la suerte de escucharla en directo, cosa que tenía ganas pues me parece muy original lo que hace y cómo lo hace.

Vuelvo al saludo de tu amigo y compañero sobre lo de “representante de los músicos” y lo hilvano con una llamada telefónica que he recibido esta tarde de una compañera de AMUSE - Asociación de Músicos de Sevilla.

Estos tiempos que estamos viviendo, los cuales resultan apasionantes por lo que nos puede devenir en el futuro ya cercano, en los que, por un lado, en estos días se están dando pasos para no axfisiar tanto a los trabajadores autónomos y emprendedores, y por otro lado, los músicos  a nivel del estado español, cada vez tienen más conciecia de colectivo.

Pero en Andalucía está costando mucho trabajo concienciar a los profesionales de la Música que, o bien estamos unidos y vamos a una, o poco hay que hacer.

Porque muchos, como comentábamos mi compañera y yo, están esperando “a ver qué pasa”. Y, en esto, luego existen muchos compañeros, como hoy me decía otro músico, “que no se pringan”. Hace falta conciencia de grupo, de colectivo y necesitamos que los músicos se impliquen en estos momentos que estamos viviendo que, entre la tecnología y lo que no es la tecnología, son cada vez más complejos.

brazos unidos


Hay que implicarse. No valen ni las medias tintas ni el “a ver qué pasa” y mucho menos el “eso no sirve para nada”. Tanto que sirve: en Galicia, se han puesto de acuerdo los profesionales de las orquestas de Música. En Barcelona y Madrid, liados están constituyendo sindicatos de músicos.

En Andalucía… aquí muchos están esperando que se les resuelvan los problemas inherentes a nuestra profesión por sí solos, o se está esperando la Providencia Divina o bien, “que otros den la cara porque yo no quiero tener problemas” o no sé a qué están esperando.

Lo cierto es que el tren ya arrancó hace tiempo. Algunos nos hemos subido a él, en donde las vías las estamos construyendo entre unos cuantos que damos la cara por los demás dedicando nuestro tiempo y dinero para que los presentes y los que vengan detrás de nosotros se encuentren con menos problemas, menos indefensión y algo de dignidad para nuestra profesión.

Necesitamos que os impliquéis en el bien común que, no olvidéis, es también el bien propio de cada uno de vosotros.

Así que, músicos andaluces, recordad que la unión hace la fuerza y, como dice el himno de nuestra Andalucía, ¡levantaos!.