domingo, 11 de octubre de 2009

A las doce en los poyetes III

El próximo sábado día 17 de octubre de 2009 celebraremos (Dios mediante) el tercer encuentro de antiguos veraneantes de El Real de la Jara (Sevilla) tras el éxito que tuvo la convocatoria del año pasado.


Aquí el programa de actos y actividades que me han enviado.

PROGRAMA DE ACTOS DEL III ENCUENTRO DE VERANEANTES Y AMIGOS
“A LAS DOCE EN LOS POYETES”
CONVOCATORIA 17 DE OCTUBRE DE 2009
EL REAL DE LA JARA

10’00: Recepción en los poyetes (Casas Baratas). Foto del grupo.

10’30: Entrega de credenciales y camisetas diseñadas por Miguel Ángel Alonso y gestionadas por José Antonio Esquinas (módico precio de 5 euros)

11’30 : Descubrimiento de la placa realizada en cerámica en la “Plaza de los Veraneantes” a cargo del excelentísimo señor alcalde don Carmelo Cubero Cascajosa que estará acompañado por la concejala de Cultura doña M ª. Rosa Toquero Roldán. Contaremos con la presencia de don Manuel Velázquez Limón, párroco de El Real de la Jara, que gentilmente ha aceptado nuestra invitación al acto.

12’00 : Recorrido por las calles del pueblo hasta llegar a la Casa de la Cultura donde se reproducirá el montaje de vídeo, realizado por Miguel Ángel Alonso y fondos musicales de Bruno Marvizón, con las fotos recopiladas hasta la fecha por los poyeteros y poyeteras, además de imágenes de la convocatoria del pasado año grabadas y montadas por Agustín Martínez.

13’15 : Foto del grupo en la Plaza de Andalucía ante el monumento de reciente inauguración.

14’15 : Almuerzo en “Venta Pepín” (frente a las Casas Baratas), preparado por Ángeles y su familia con el esmero y cariño que nos demuestran año tras año. El menú será el siguiente:

- Tortillas de patatas de tamaños considerables. (Inigualable)
- Pan de pueblo con salmorejo y jamón. (Exquisita presentación y sabor)
- Aliño de tomates de la comarca. (Auténtica joya de la huerta)
- Chacinas de la Sierra Norte. (Jamón, queso, etc. Sin comentarios)
- Solomillo, presa, secreto y filetes de lomo. (¡Qué pena de bicho¡)
- Cuchareo por confirmar. (Para los jartíbles)
- Café y pasteles encargados en Sevilla por Mª. Ángeles Díaz.
- Bebidas espirituosas. (No incluidas en el precio del almuerzo).

El almuerzo estará amenizado con música recopilada para la ocasión por Alfonso Alonso.

20’00 : Despedida de asistentes que regresen a Sevilla. Abonar antes de marchar. (Importante)
Intercambio de medicamentos para relajar reflujos gastroesofágicos.

21’30 : Recepción en la Casa de la Cultura ofrecida por el Excmo. Ayuntamiento, que una vez más se pondrá a nuestra disposición colaborando y demostrándonos su afecto.

XX’00 : Despedida y cese de las actividades. Fin de la convocatoria.

Nota informativa: Las personas que van a quedarse a dormir en el albergue recibirán con la debida antelación instrucciones para el acceso al mismo.

Se ruega puntualidad para poder llevar a cabo y sin retrasos todas las actividades que esta comisión, con esfuerzo, sacrificio y mucho cariño, ha organizado para todos vosotros.

                                                  LA COMISIÓN

Categoría relacionanda: A las doce en los poyetes.

6 comentarios:

petrugue dijo...

de Pedro Trujillo Y MARIANGELES GODOY

He disfrado, reido, llorado, emocionado, recordado, amigo y amado, querido y añorado, distante y cercano.

He vuelto a percibir los olores y sabores de mi niñez y adolescencia.

Pero sobre todo he vuelto a ver y ABRAZAR a esos amigos/as que nunca he olvidado.

MUCHAS GRACIAS Y MUCHOS BESOS A TODOS, EN ESPECIAL A MIS GARDUÑOS, PEREIROS, SEMPERES Y MIS MELLIZAS, porque despues de tantos años nos seguimos queriendo como siempre.

GRACIAS A LOS MARVI, que habeis conseguido unirnos a todos.

GRACIAS A J.A. ESQUINAS, por tan feliz idea, y por las camisetas.(el año proximo, que sean blancas y fresquitas).

GRACIAS A LOS ALONSO, por su dedicación y desvelos en conseguir lo
que nos habeis dejado como recuerdo.

Y GRACIAS A MANOLO RAMIREZ, por tu
amor a mi pueblo y por tu discurso que nos llego al corazón.

ABRAZOS Y BESOS A TODOS

Anónimo dijo...

Todo perfecto hasta que llegó la hora de la comida. La falta de organización por parte de los señores del bar era notable, faltó Pan de pueblo con salmorejo y jamón. (Exquisita presentación y sabor, faltó Chacinas de la Sierra Norte. (Jamón, queso, etc. Sin comentarios, faltó Solomillo, presa, secreto, faltó el café, faltó asiento para tantas PERSONAS como allí había, faltó personal para poder atender como es debido a tantas personas como allí había, de la poca comida que se puso, al parecer algunas persona hicieron acopio y poder de lo que salía por la puerta de atrás atiborrando a unas personas y dejando a otras mirando para Coria, el arroz que se hizo aparte de estar soso, se pegó y no se le ocurrió otra cosa a la cocinera que cambiarlo de olla y servirlo como estaba, los pasteles hubo muchas personas que ni los probaron, pero sobre todo faltó la presencía de un señor llamado Pepín que ni siquiera se dignó a por lo menos preguntar si todo era de nuestro agrado, ya que al parecer no había muchas ganas por parte de los organizadores de la "comida" (siempre me referiré a las personas dueñas del establecimiento donde se celebró el evento)de que aquello funcionara.
Creo que si se paga algo, lo menos que se puede pedir es que ese algo sea medianamente aceptable.
Siento que el comentario sea tan negativo, pero en algunas ocasiones esto sirve para aprender que de vez en cuando hay que llamar a las cosas tal como son y no aceptar todo lo que te quieran meter.
Por si sirve de algo y para que si se sigue haciendo algo tan bonito (alabo enormemente el esfuerzo de las personas quue lo han organizado)se cambie de sitio a la hora de comer.

Portalero dijo...

Hola, anónimo o anónima.

Como habrás comprobado, en este blog se puede comentar de varias formas: poniendo el nombre de quien hace el comentario, usando un "OpenId" (entiendo que esto es algo raro)...

Pero también dejo la posibilidad, para el que no esté muy puesto en esto de las nuevas tecnologías y su uso, de escribir como tú lo has hecho: anónimamente.

Es un uso tomado como norma el decir quién suscribe lo que dice o escribe y, sobre todo, si es para hacer una crítica. Legítima y respetable, por supuesto.

Y más si es entre nosotros, los que estuvimos el sábado allí.

Deduzco que, quizá, no te servirá de nada lo que te voy a decir. Pero por si acaso aquí te va.

El sábado (y las semanas anteriores) unos cuantos curraron muchísimo para que el encuentro fuera lo mejor posible.

Evidentemente, en El Real de la Jara no hay un servicio de catering. Súmale a eso que el contratar una empresa tipo como esa habría encarecido enormemente el costo por persona.

Dices que..."esto sirve para aprender que de vez en cuando hay que llamar a las cosas tal como son y no aceptar todo lo que te quieran meter". No estoy de acuerdo.

Esto sirve para lo que sirve. Al menos a mí. Porque, que yo sepa, a algunos que hemos trabajado como profesionales pero, por supuesto, con todo nuestro cariño, nadie nos ha llegado y nos ha dicho "oye, ¿cuánto os debemos por vuestro trabajo?". Ni que venga nadie porque lo hicimos por cariño. Sólo una persona me preguntó eso y, por supuesto, no le dije cantidad alguna pues lo hice porque me dió mi realjareña gana.

También, y concluyo con esto, yo apenas comí al mediodía, como por ejemplo tampoco lo hizo mi hermano Jose. Y también pagamos. Como todos.

¿Pues sabes lo que te digo? Que no me importó en absoluto, pues a mí lo que me valió, me vale y me valdrá siempre será el ver las caras de felicidad de los que estuvimos allí y, sobretodo lo que era el objetivo, que no era comer mucho y barato: el reunir a todos aquellos abuelos y padres que todavía viven.

Esto me vale más que todo el oro del mundo.

Saludos,

Bruno Marvizón.

Portalero dijo...

Manolo:

Con tu permiso y por si alguien quiere seguir el hilo de estos comentarios pego aquí el que has dejado en otra entrada del blog.

Saludos.

Manolo Ramírez dijo...

Ruego por favor que el veraneante que se quedó sin comer se pase po mi bar que lo invito. Señores: la diferencia entre un agradecido y otro que no lo es, es que el primero te mira a la cara y te dice lo que piensa, y el segundo lo hace por escrito y anónimamente. De todas formas, y dejando tranquilo a los trabajadores de la Venta Pepín, tengo argumentos suficientes para aclarar lo que usted señor anónimo quiera. Espero que no haya comido todavía para que se jarte de comer en mi Casa.
Un saludo
Manolo Ramírez, uno de los culpables de todo este desaguisado.
Siempre suyo

1:14 AM

Miguel Alonso dijo...

Estoy de acuerdo contigo magdalena.... y contigo Ramirez, y por supuesto con mi amigo del alma Bruno.

Mirad, quiero decirle a mi "amigo anónimo", que seria el único "anónimo" que allí estuviera, que como dice mi otro amigo Paco Pepe "esto si que ha sido una mariconada"... lo de ser anónimo, claro.

La historia ha demostrado que las únicas personas que han contribuido con sus aportaciones, veraces, testadas, honestas (duras o no, eso da igual) son las que tienen nombre y apellidos... "Irving, Lorca, Newton, Rigoberta Menchú, Aristóteles, Platón, Manolo Ramírez, etc etc... los anónimos jamas tiene la intención, valiente y fructífera, de conseguir algo bueno para los demás... ¿sabéis por qué? porque saben que no son capaces de afrontar los efectos colaterales de equivocarse... perdiéndose lo maravilloso de poder acertar y contribuir a mejorar todo lo que nos rodea.

PD: (ahora lo pondré en tu blog Bruno, para que el anónimo se entere... eso si, con mi nombre claro está)

loli gomez dijo...

Cuando uno traspasa las pajanosas percibe que está en otra onda; está en un mundo donde lo que priman son los olores, la luz, la amistad, etc; todos esos conceptos que nos enseñaron nuestros padres y que muchos vimos por la ventana que se abrió en la placa de nuestra plaza.
La persona del comentario anómino no vió el cariño que brotaba en nuestros ojos, en nuestros abrazos, en nuestros recuerdos. Que la comida podría estar mejor organizada es una anécdota para reirnos. Cuando yo veo que a Mª Teresa le niegan un pincho y yo le paso la mitad del mío las dos nos reimos, como nos reíamos cada vez que Meme Muñóz salía con la bandeja de montaditos y repartía . Hay que ver las cosas con cariño y recordar la ventana .